Botón

Cenas rápidas y sencillas para las noches de verano

Existen dos tipos de personas: a las que les encanta comer bien y a las que, además, les encanta cocinar.

Cenas rápidas y sencillas para las noches de verano

Existen dos tipos de personas: a las que les encanta comer bien y a las que, además, les encanta cocinar.

Pertenezcas al grupo que pertenezcas, toma nota, porque las recetas que hoy te traemos cumplen con las tres S: sencillas, sanas y sabrosas.

1. Salmón en papillote:


El salmón es un pescado muy versátil que puede prepararse de muchísimas formas ¡y siempre está buenísimo!
Si estás buscando la forma más sana, sencilla y rápida de prepararlo dale una oportunidad al papillote, ya que en este tipo de cocción el salmón y su guarnición se cocina en su propio jugo, dando como resultado un plato sabroso y muy sano.

Por cierto, este plato es perfecto para acompañarlo con u con un rosado bien fresquito.

Ingredientes para 2 personas:

  • 200gr de Salmón
  • 100 gr de Cebolla
  • 2 Pimientos verdes pequeños
  • 2 Zanahorias
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Vino blanco

Método:

  1. Cortar la verdura en juliana.
  2. Si tenemos un estuche de silicona especial para papillote, ponemos la verdura en el fondo. Si no tenemos estuche de silicona, cortamos un trozo de papel de cocina rectangular, de unos 30×60 centímetros, lo doblamos por la mitad y en un lado colocamos la verdura. Después añadimos un poco de sal, un chorrito de vino blanco y otro de aceite de oliva.
  3. Colocamos el salmón sobre la verdura y cerramos el estuche. Si lo hacemos con papel de horno, tenemos que asegurarnos que queda bien sellado y para ello lo mejor es hacer unos pliegues que eviten que el vapor salga fuera.
  4. Lo metemos en el horno previamente precalentado a 200º y en aproximadamente 15 minutos podremos disfrutar de esta delicia. Cuidado al abrir los paquetes porque el vapor puede quemar.


2. Ensalada de rúcula, tomate y burrata:


Las ensaladas son uno de los platos veraniegos por excelencia, ya que se preparan en un momento y son muy refrescantes. Además, pueden servirse como plato principal o como guarnición y admiten todo tipo de ingredientes. En este caso, os proponemos una ensalada muy mediterránea con rúcula, tomate y burrata. ¡Irresistible!

¿Qué te parece acompañar esta deliciosa ensalada con un refrescante vino blanco o un cava bien frío?

Ingredientes para 2 personas:

  • 300gr de rúcula
  • 2 tomates
  • 1 burrata
  • Piñones
  • Sal
  • Aceite de oliva

Método:

  1. Colocamos la rúcula en la base del plato.
  2. Cortamos los tomates en rodajas, los colocamos encima, junto con un puñado de piñones. Añadimos un poco de sal y un chorrito de aceite.
  3. Colocamos la burrata y servimos.


3. Brochetas de pollo y verdura:


Otro plato delicioso y sencillo son estas brochetas de pollo a las que puedes añadirles la verdura que más te apetezca o incluso cambiar el pollo por trocitos de pavo. Si tienes barbacoa en casa puedes prepararlas ahí, pero sino no pasa nada, ya que también puedes cocinarlas en el horno.

Combinar este plato con un buen vino tinto, una sangría o un tinto de verano es un acierto seguro.

Ingredientes para 2 personas:

  • 2 pechugas de pollo
  • ½ cebolla
  • 1 pimiento verde
  • ½ pimiento rojo
  • ½ calabacín
  • Sal
  • Especias
  • Aceite de oliva

Método:

  1. Limpiamos el pollo y lo cortamos en dados.
  2. Limpiamos la verdura y la cortamos en dados similares al pollo.
  3. Montamos las brochetas con el pollo y las verduras.
  4. Sazonamos al gusto y rociamos con un poquito de aceite.
  5. Precalentamos el horno a 175º y cocinamos durante 25 minutos, dándoles la vuelta un par de veces para que se doren todos los lados


¡Qué aproveche!